Pasar al contenido principal
+

Próximos 5 días

Pronóstico en video

Reclama actriz ser la voz de Frida; Fonoteca pide análisis

Amparo Garrido, dedicada al doblaje el siglo pasado, dice estar “casi segura” de haber realizado la grabación que se atribuye a la pintora mexicana, pero el director de la dependencia federal, Pável Granados, defiende su hallazgo.

La artista, en el museo-estudio creado por Diego Rivera para ambos, en San Ángel. (AP)

Aunque la actriz Amparo Garrido afirmó que “está casi segura” de ser la voz de la grabación que la Secretaría de Cultura presentó la semana pasada como la de Frida Kahlo, Pável Granados, director de la Fonoteca Nacional, dijo ayer a M2 que hasta que se haga el análisis comparativo correspondiente se podrá asegurar o descartar que efectivamente Garrido tiene la razón.

En el programa de Javier Poza en Radio Fórmula, Garrido aseguró ser colaboradora de Álvaro Gálvez y Fuentes, El Bachiller, e incluso leyó el mismo fragmento radiofónico adjudicado a la pintora por las instituciones culturales para demostrar que se trata de algo grabado por ella. El titular de la Fonoteca indicó también, a nombre de la Secretaría de Cultura federal, que debe tomarse en cuenta que hay alrededor de 65 años de distancia desde que se grabó esa voz.

¿Entonces hasta que ustedes no hagan el análisis no le darán el crédito a la actriz que dice que es su voz?

Sí, porque necesitamos tener esa certeza, pero no es fácil. Vamos a buscar quién nos haga la valoración. Tomaremos esa grabación y la compararemos con otras voces de esa época, considerando que el propio Bachiller, uno de los grandes documentalistas sonoros, en el acetato dice: acabamos de escuchar la voz de Frida Kahlo.

“Hicimos público este audio para saber si alguien podía exhibir algún otro audio de Frida Kahlo en algún lugar del mundo, aunque estuvo en pocos lugares, que nos diera certeza.

“Empezamos a buscar voces y ciertamente había varias parecidas a la de Frida, la de la propia Amparo Garrido, pero también las de Alicia Rodríguez, Evangelina Elizondo, Rita Rey y Carmen Manzano, cuyo sobrino nos habló y comentó que esa voz se parecía a la de su mamá.

“Nosotros pensamos que (las voces) eran muy parecidas; sin embargo, no tenemos la tecnología (para hacer la valoración), no es nuestra especialidad, la nuestra es la documentación”.

Guillermo Monroy y Arturo Estrada, Los Fridos, y la maestra Rina Lazo dijeron que no era la pintora desde que escucharon la voz.

Por supuesto, son muy valiosos sus testimonios, yo no los desestimo. Guillermo Monroy dijo que Frida tenía una voz cristalina y juvenil…

“Sin embargo yo fui a ver a Lupe Rivera Marín, hija de Diego Rivera y Lupe Marín, y cuando escuchó la voz preguntó ¿quién es? Le respondí que al parecer era la única grabación de Frida Kahlo. Entonces me dijo que sí la distinguía.

Pero Diego López, nieto de Diego Rivera, lo desmintió, negó que su mamá hubiera asegurado que era la voz de Frida.

Guadalupe Rivera Marín afirmó sin convencimiento que era la voz de Frida, aunque lo dijo sin emoción, no sé cómo se llevaría con Frida Kahlo, pero me dijo que sí.

Ahora que la actriz y especialista en doblaje Amparo Garrido dice que podría ser la voz que se atribuye a la artista, ¿qué puede decir?

Ella dice que se reconoce, que está casi, casi segura porque trabajó además con El Bachiller Álvaro Gálvez y Fuentes. La intención es acabar con este enigma, hay que llegar al fondo. Sí, la de Amparo Garrido, quien fue la protagonista de la radionovela Chucho El roto, es una de las voces más parecidas a la que suponemos es de Frida.

¿La Fonoteca Nacional ya buscó a Amparo Garrido?

No, la quiero buscar para platicar con ella, para invitarla a la Fonoteca Nacional, sobre todo porque había una duda que tenemos.

“YO LA ESCUCHÉ CANTAR”

Mientras se resuelven las dudas y se da paso a las certezas, Cibeles Henestrosa, hija del escritor Andrés Henestrosa, dijo a M2 que la voz que se presenta como la de Frida Kahlo no lo es.

Conoció a la pintora cuando sus padres la llevaban a la Casa Azul de Coyoacán. Relata que ella tenía unos seis años y visitaba a Frida Kahlo por lo menos dos veces al mes, ya que su papá la conocía desde que eran estudiantes, pues él era amigo de su novio de juventud, Alejandro Gómez Arias.

“La recuerdo muy bien porque ella cantaba, platicaba y contaba chistes colorados. Considero que pasaba unos momentos bastante agradables rodeada de sus amigos, quienes le hacían pasar un rato agradable, lejos de su dolor”.

Cibeles Henestrosa afirma que la voz de Frida Kahlo “no era delgada; era una voz más bien profunda, así la recuerdo porque me impresionaba mucho. Acabo de escuchar un audio en el que supuestamente ella habla, pero no, no es ella porque quien habla tiene una voz estudiada, una voz muy bien trabajada”.